¿ Qué son los influencers digitales y cómo están poblando en el universo virtual?

 ¿ Qué son los influencers digitales y cómo están poblando en el universo virtual?

Lil Miquela, influencer digital de 19 años en LA, obtuvo menciones de 19 marcas como Givenchy, Del Taco, Bershka, Dior, Olive Garden en 180 días– Imagen: instagram feed de LIL M.

Que el marketing de influencia es una de las estrategias más elegidas por las empresas en el último tiempo es algo sabido; lo que no era de esperarse es que este mundo evolucione a ritmo tan vertiginoso.

Y es que, al parecer la pospandemia ha empezado a concretar sus cambios antes de que nos saquemos los barbijos y completemos las dosis de vacunas .

Si hay un ejemplo que sigue la filosofia del growth-hacking es el mundo digital que avanza a pasos agigantados poniendo pie firme con sus nuevas realidades que parecen construir un mundo nuevo como respuesta a la crisis iniciada en 2019 en el plano virtual , Y el marketing de influencia no se quedó atrás.

La aparición de los influencers virtuales , también conocidos como CGI (Computer Generated Imagery) se constituyen como un personaje digital creado por estudios de diseño gráfico y realizados con tecnologías 3D basadas en la realidad virtual y la inteligencia artificial, algunos con características humanoides, aunque también encontramos algunos animados con estilo de avatares.

Humanoides o no, lo cierto es que son muchas las empresas que han optado por experimentar con los mismos. Han hecho eco especialmente en la industria de la moda, que ya está aplicándolos en su estrategia.

Algunos son creados por las mismas marcas , como en el caso de PUMA que presentó a Maya para el lanzamiento de su sneaker: «puma future rider», cuya personalidad se irá desarrollando con un enfoque en el contenido que comparta el usuario , mediante IA.

Maya, influencer de PUMA para las sneakers «puma future rider»-.

¿ Qué los vuelve tan atractivos y cuáles son sus posibilidades ?

Como todas las novedades que vienen surgiendo en este nueva era, no se sabe a cierta los resultados de estos avatares.

Lo que sí es un hecho es que

A) Generan más engagement en el público, tal como lo exponen los datos de HYPE.

Virtual influencers vs. human influencers Instagram Engagement Rate
fuente: HYPE- Comparación de engagement entre influencers virtuales y humanos.

b) Abren una gran posibilidad en el terreno de la investigación : son una herramienta para las áreas de desarrollo de producto, permitiendo descubrir de forma rápida los pain points del consumidor.

c) Se adaptan a la tendencia del marketing experiencial, funcionando de puente entre el mundo físico y el virtual, y permitiéndole al consumidor tener una voz y no solo interactuar con la marca, sino también ser escuchado; cosa que se ha vuelto una necesidad en momentos de crisis.

d) Una preparación para lo que se viene en lo referido a la tecnología : el nuevo mundo virtual que se avecina con el metaverso, las cryptomondedas precisa ser habitado y cobrar vida en un espacio que pretende hacerse cada vez más real y necesita de personajes compatibles con su naturaleza. Sin dudas, las marcas que quieran estar presentes, encontrarán aquí grandes aliados.

LIL WAVI, influencer digital habitando el metaverso.

Cómo hemos señalado al principio, luego del covid 19 ha cambiado la forma de hacer marketing, negocios, y en definitiva de la forma de vivir; por lo cuál no sería extraño que nuestras formas de ser, pensar y sentir, precisen actualizarse también ; tal es así que lo anticipa con sus palabras Emily Groom, creadora de Lil Wavy:

Al pensar en el futuro, está claro que los influenciadores virtuales jugarán un papel fundamental dentro de las marcas debido a su asequibilidad y rapidez de respuesta, sin olvidar la libertad ilimitada que permiten esculpir nuevas identidades.

Quizás estos personajes sean una oportunidad de atender públicos que hasta el momento estaban olvidados; o bien diseñar una marca que se adapte a este incipiente consumidor pospandemico que se encuentra con toda una identidad por reconstruir .

Fuente/ elaboración propia.

Valentina Barbieri Madero